.

miércoles, 26 de diciembre de 2012

NOVENA AL ANIMA SOLA

 



Oración para todos los días
 
Señor mío Jesucristo,
Creador y redentor mío,
único remedio de las almas del Purgatorio,
pues vuestro amor os hizo
venir a dar la vida por redimirnos,
porque gozásemos de vuestra gloria,
humildemente os ofrezco
estas oraciones y súplicas unidas
con vuestros méritos,
por modo de sufragio para que os sirváis
sacar del purgatorio el alma más sola,
que esté más abandonada,
más solitaria
y es mi voluntad ofrecerla
tantas veces cuantas bastaren para satisfaceros,
hasta quedar esa pobre alma sola libre de sus penas. 
 
Es cierto que por sus pecados justamente está afligida,
pero yo os pido que por vuestra misericordia
sea perdonada,
pues vale más vuestra preciosa sangre
que sus culpas,
pueden más vuestros méritos
que sus penas.
 

jueves, 13 de diciembre de 2012

LA IMAGEN DEL ANIMA SOLA

 
 
 
 
La imagen del Ánima Sola representa a una mujer que padece tormentos en el purgatorio y que lleva las manos atadas con cadenas. Una de las posibles versiones de su origen proviene del Nuevo Testamento, en relación al pasaje que narra la sed de Cristo. Ahí refieren la costumbre que había en Jerusalén de encomendar a una mujer el dar de beber a los sacrificados en la cruz. No hay que olvidar que en aquellos remotos años ese era el castigo para todo aquél que cometiera un delito y fuera denunciado. Nos cuenta la historia bíblica de la existencia de una joven de nombre Celestina Abdénago, confiada a estos menesteres. La tarde del Viernes Santo a ella le tocó procurar la bebida a los sacrificados del Monte Calvario. Del ánfora que llevaba ofreció y dio de beber a Dimas y Gestas, pero a Jesús lo despreció. Y por esa razón se dice que Jesús, hijo de Dios, la condenó a sufrir la sed y el calor constante de las llamas del Purgatorio.

ORACION AL ÁNIMA SOLA

 
 
 
OYE MORTAL,
EL LAMENTO DE UN ALMA APRISIONADA,
SOLA, TRISTE, ABANDONADA
EN ESTE OSCURO APOSENTO.

Anima mía, Anima de paz y de guerra,
Anima de mar y de guerra,
deseo que todo lo que tengo ausente
o perdido se me entregue o aparezca.
¡Oh, Ánima, la más sola y desamparada del purgatorio!
Yo os acompaño en vuestro dolor,
compadeciéndote al veros gemir
y padecer en el abandono de esa dura y estrecha cárcel,
y deseo aliviaros vuestra aflicción:
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...